Puede que nos guste más o menos Apple, pero en eso de innovar o hacer cosas que marquen, como con la campaña Dillan’s Voice, suelen destacar. Y no podía ser de otra forma con su nueva sede, Apple Park.

Apple Park, un lugar de ensueño para trabajar

Hace un tiempo mi compañera Eva nos hablaba de las nuevas formas de trabajo, en las que prima la productividad pero ligada con el bienestar de los trabajadores. Pues bien, podríamos decir que en Apple Park esto se va a conseguir.

Situada en Cupertino, California, Apple Park ha sido diseñada por el gran arquitecto Norman Foster y su equipo.

La sede, muy similar a una enorme nave espacial, es un campus con forma de anillo de más de 708.000 metros cuadrados. Esta ha sido diseñada con multitud de innovaciones tecnológicas para cumplir algunos de los sueños de Steve Jobs.

Dibujos originales de Norman Foster

Uno de ellos era replicar la sensación de apertura y libertad que esperarán fuera del trabajo a sus 12.000 empleados.

El otro, crear un edificio donde muchas personas pudiesen conectar, colaborar, caminar y hablar. Por ello, Steve Jobs, durante los dos años previos a su muerte, estuvo desarrollando los detalles de la sede, que combinaría naturaleza y funcionalidad.

Además, Apple Park es uno de los edificios más eficientes a nivel energético. Tanto es así, que se ventila naturalmente y no necesitará de calefacción o aire acondicionado, al menos, durante nueves meses al año. Igualmente, el campus solo funcionará con energía renovable.

El edificio cuenta con una impresionante puerta de cristal de cuatro pisos de altura, para proyectar esa sensación de libertad, y comenzará a ser habitado a partir del próximo junio.

Auditorio Steve Jobs dentro del campus Apple Park

Y, como no podía ser de otra forma, un auditorio en homenaje a Steve Jobs y que lleva su nombre. De forma cilíndrica, paredes de cristal de 6 metros de altura y capacidad para 1.000 personas.

¿Cómo es la sede Apple Park?

La nueva sede de Apple se ha diseñado con tanta minuciosidad como si de un Smartphone se tratara. Cada detalle cuenta y ellos lo saben muy bien.

En Apple Park los empleados podrán ir al médico, hacer ejercicio o relajarse en el gran centro de bienestar de 9.000 metros cuadrados.

En el centro de bienestar se alberga una sala de yoga de dos pisos, recubierta con un tipo de piedra que recuerda al hotel favorito de Steve Jobs.

Una de las oficinas de Apple Park.

Igualmente, podrán pasar a desconectarse a la cafetería, diseñada para que puedan reunirse en ella hasta 4.000 trabajadores. Cuenta con numerosos balcones y zonas al aire libre para relajarse cuando haga buen tiempo.

Como he dicho antes, el edificio se ventila naturalmente ya que Steve Jobs odiaba los aires acondicionados. Por ello el edificio “respira” dejando circular el aire exterior. Para conseguir retener la temperatura del aire entre los 20-25 grados, se han instalado una serie de tubos con agua.

Así que el aire acondicionado o la calefacción solo se podrá activar cuando haga demasiado calor o frío. Además, los empleados tendrán un termostato en sus oficinas para modificar la temperatura solo dos grados hacia arriba o abajo.

Las oficinas de Apple Park cuentan con multitud de paredes y puertas de cristal y mesas que salen de las paredes. Así como luces distribuidas en tiras que iluminan por arriba y abajo, al gusto del empleado.

Botones para subir o bajar las mesas de Apple Park.

Asimismo, las mesas pueden cambiar de altura gracias a unos paneles que se camuflan debajo de ellas. Esta se controla a través de dos botones, uno cóncavo y otro convexo, para diferenciar los controles de subir y bajar.

Y no solo estos botones son especiales, los de los ascensores tienen la forma del botón Home característico de los dispositivos iOS.

Las puertas de Apple Park son completamente lisas y se funden con las paredes, así los ingenieros no tendrán que reducir el paso cuando pasen por ellas.

El detalle es tanto, que hasta han creado unos envases de pizzas con una serie de agujeros, para que cuando los empleados se las lleven a sus despachos no se reblandezcan.

Envases de pizza de Apple Park

¿He oído minuciosidad? Algunas curiosidades sobre Apple Park

El equipo de Tim Cook, CEO de Apple, no ha pasado nada por alto en el diseño de cada detalle de la nueva sede. Todo debía quedar perfecto.

Algunas de las curiosidades más destacadas del proyecto han sido:

  • La piedra de la sala de yoga: extraída en Kansas, el personal de la obra tuvo que desgastarla para que se pareciera a la del hotel favorito de Steve Jobs, situado en el parque nacional de Yosemite.
  • Los pomos de las puertas: Apple rechazó en numerosas ocasiones los prototipos de estos porque notaba imperfecciones. El detalle fue tal que la empresa encargada tuvo que corregir errores en los acabados que medían nanometros.
  • Destino de la sede: en un principio Apple Park iba a estar cerca de la oficina central, Infinite Loop. Pero, antes de empezar, salió al mercado una parcela que había sido ocupada por HP, donde Steve Jobs trabajó un verano a los 12 años, así que se decidió cambiar su destino a este terreno.
  • Edificio preparado: su edificio principal, el anillo, es resistente a temblores y puede moverse casi dos metros en cualquier dirección.
  • Zona verde: el campus contará con casi 9.000 árboles resistentes a la sequía seleccionados con detalle previamente. Los expertos de Apple los analizaban y marcaban con una etiqueta amarilla los seleccionados.
  • Presupuesto: se han destinado 5.000 millones de dólares a la construcción y diseño de la nueva sede.
  • Cena con Tim Cook: se abrió una subasta de una comida con él en la sede Apple Park. Se cerró por el valor de 688.999 dólares que irán destinados a causas benéficas.

Edificio principal de Apple Park

El último sueño de Steve Jobs está listo y a la espera de recibir a los 12.000 empleados que se albergarán en su interior. Un lugar que inspirará y del que saldrán nuevas ideas e inventos. Estoy segura.

Me flipa el detalle con el que se ha cuidado cada elemento del campus. Nada se ha dejado al azar. Todo se ha hecho minuciosamente para que quede perfecto. Seguro que Jobs está encantado con su creación allá donde esté.

Pero y tú, ¿qué te parece la nueva sede de Apple? ¿Te encantaría trabajar en un lugar como Apple Park? Cuéntame todo lo que piensas en los comentarios, estoy deseando leerte.

Y ya sabes, si te ha gustado, no te olvides que compartir es sonreír 😉

Información e imágenes: El Economista y AppleSfera