No, el titular no es una exageración ni una broma, es una realidad que ha revelado Trevor Aaronson en una de las conferencias de TED. El periodista de investigación ha conseguido que salga a la luz un hecho que el FBI ha intentado ocultar desde los atentados del 11 de septiembre.

No voy a entrar en las posibles causas que desencadenaron que dos aviones impactaran con los edificios más altos de Nueva York, pero sí vengo a reflexionar sobre un hecho relacionado con el terrorismo, que parece una película al más puro estilo Hollywood, pero como siempre se dice, la realidad supera a la ficción.

FBI-terrorismo

¿Cómo se ha luchado contra el terrorismo desde los atentados de las Torres Gemelas?

Te voy a dar algunos datos alucinantes:

  • La oficina del FBI gasta 3300 millones de dólares en actividades antiterroristas en Estados Unidos. ¿No dan miedo estas cifras?
  • Tras los atentados del 11-S se pueden contar sólo 6 ataques reales de terrorismo en Estados Unidos. ¿Sólo 6 en 14 años?
  • Los “chivatos” de un posible atentado terrorista pueden ganar más de 100.000 dólares si avisan de un nuevo atentado. Menudo interés económico ¿no?
  • El FBI ha estado utilizando hasta un total de 175 personas, de origen árabe por supuesto, con algún tipo de desequilibrio mental, como esquizofrenia, para sobornarlos con dinero, indicarles que llevasen una bomba, o algún otro artilugio terrorista, hasta un lugar y crear un atentado.

Curiosamente en el trayecto hasta el destino eran detenidos y su rostro se difundía por todos los medios de comunicación como el rostro de un nuevo terrorista capturado. ¿Qué querrán conseguir con esto? ¿Por qué han hecho semejante barbaridad?

Seguramente para transmitir a la ciudadanía la enorme cantidad de terroristas que son arrestados, una forma de sembrar la tranquilidad y de decir ¡qué buenos somos, estáis a salvo!

Lo cierto es que las conferencias de TED siempre me dejan alucinada, como la de Mónika Lewinsky, pero con ésta sobre terrorismo no doy crédito, si me dicen que es la última película estadounidense que han sacado, me lo creo.

Hasta el final de la conferencia he estado pensando, ¿cómo narices se ha enterado Trevor Aaronson de todo esto? Pues bien, al parecer todo fue fruto de una investigación que hizo a través de una beca que le concedieron, empezó a ver cosas raras en los datos, ya que los sujetos que analizaba no tenían nada que ver con núcleos de terrorismo, envió los datos al FBI y éste no los desmintió, lo cual corroboró su teoría.

¿Qué te parecen estos datos? ¿Crees que la mente humana puede llegar hasta este punto? ¿Tienes alguna teoría conspirativa que quieras compartir?

Si te ha gustado y quieres que se entere el mundo, no olvides que a quien comparte, Google le ayuda. 

Fuentes: cinabrio.over