Hace tiempo ya que el arte callejero dejó de ser visto como simple vandalismo. Numerosos artistas han hecho nombre a base de espectaculares graffitis que poco tienen que envidiar a obras de arte más clásicas como pueden ser estatuas, cuadros o monumentos.

Las comunidades de vecinos encargan a profesionales del graffiti que les pinten la fachada, los chavales sueñan con ser como ellos de mayor, las personas se tatúan lo que en principio eran diseños para graffitis y la sociedad comienza, lenta pero continuamente, a apreciar este tipo de arte. Eso sí, hablamos de graffitis profesionales, no de cuatro tonterías pintadas por chavales estropeando la fachada de tu casa y diciéndose ”TKM”, algo de lo que también estamos totalmente en contra en NST.

Ahora se da un paso más, ya que no sólo los graffitis pueden ser realmente impresionantes, si no que también pueden ser ecológicos (no usan aerosol) y tan fáciles de borrar como darles con agua a presión.

Graffitis de musgo

Graffitis de césped. Cómo hacerlos

Un grupo de artistas y graffiteros han descubierto cómo darle una vuelta de rosca al arte callejero y dar otro paso para demostrar que el graffiti es más que pintadas obscenas y rebeldía mal entendida. Todo lo que necesitas es seguir estas sencillas instrucciones y podrás hacer tu propio graffiti de césped.

Eso sí, es importante que tengas cuidado a la hora de elegir el lugar adecuado para tu graffiti ya que, por muy ecológico que sea, aún es considerado vandalismo y te podría caer una buena multa por ello, ¡al menos por ahora!

Cómo hacer tus graffitis de césped:

Lo primero que necesitarás será musgo como para llenar unas tres tazas. Sí, ese musgo que puedes encontrar en cualquier zona verde y húmeda. No debería ser muy difícil conseguirlo. Cuando lo tengas, échalo a una batidora.

Graffitis de césped - Paso 1Graffitis de césped - Paso 2

Ahora, añade a la batidora un par de yogures naturales o un par de tazas de leche cortada, un par de vasos de agua o cerveza (mejor agua, tampoco es cuestión de gastar recursos valiosos…) y media cucharada de azúcar. Después, dale caña a la batidora.

Graffitis de césped - Paso 2

Ya está, ya tienes tu pintura preparada. Ahora nada más que la eches a un cubo y empieces a pensar en qué vas a pintar.

Graffitis de céspedGraffitis ecológicos

Después de pintar sólo tendrás que esperar a que se seque e irá cogiendo ese tono verde, dale las pasadas que quieras para que gane relieve y suavidad y ya tendrás tu graffiti ecológico.

Graffitis de musgo

Una forma distinta de enfocar el arte callejero y mostrar sus posibilidades. Quizás sea más una pintura que un graffiti pero al fin y al cabo ¿dónde está la línea? Y lo mejor es que para borrarlo sólo tendrás que darle con un poco de agua a presión. Quién sabe, ¡quizás pronto veamos uno de estos graffitis firmado por el niño de las pinturas!

¿Qué te parece? ¿Qué opinarías si vieras algo así en la fachada de tu casa? ¿Crees que es una buena idea?

¡Comparte ahora o calla para siempre!

Fotos vía: nomadaq / theslicedbreadclub