Que las energías renovables son el futuro no es ningún secreto. El volumen energético que consumimos de forma diaria no hace más que aumentar año tras año, los recursos se agotan y el modelo de vida que llevamos no será sostenible durante mucho más tiempo.

Kyocera, un gigante tecnológico japonés, se propone acabar con este problema de raíz. ¿Cómo? Instalando plantas solares aprovechando la superficie marina, el pasado 18 de junio entró en funcionamiento la primera.

Kyocera abre la planta solar más grande del mundo… en el mar.

Con 9.072 paneles flotando y una producción conjunta anual de más de 2.600 mega vatios, nos encontramos ante una de las plantas solares más grandes del mundo: su producción media diaria es suficiente para suministrar energía a casi 1000 hogares.

La idea es brillante por su simpleza. Aprovechar la superficie marina con mega plantas solares supone numerosas ventajas frente a sus clásicas competidoras en tierra. Despejan superficie para otros aprovechamientos, la refrigeración constante de los paneles permite obtener un 11% extra de rendimiento y son totalmente inmunes a terremotos y movimientos sísmicos. Están diseñadas para aguantar vientos de hasta 200 kilómetros por hora y no tienen ningún efecto negativo sobre el medio ambiente.

Como podéis imaginar, esto es sólo la punta del Iceberg. Ya están trabajando en un proyecto mucho más ambicioso para 2016, capaz de alimentar a más de 5.000 hogares. Un auténtico océano de placas solares.

Kyocera - Planta solar en superficie marina

Kyocera, referente mundial en cuanto a energías renovables.

Esta no es la primera vez que escuchamos hablar de Kyocera y de sus propuestas pro energías renovables. A principios de año ya proponían aprovechar los campos de golf abandonados para construir plantas de energía solar, vieja batalla de los defensores del medio ambiente por el elevado coste en recursos naturales de su mantenimiento.

De esta forma, dos grandes campos de golf a las afueras de Kyoto y Kagoshima se convertirán pronto en grandes plantas de energía solar capaces de alimentar a más de 8.000 hogares de la zona.

Kyocera - Campos de golf

Año tras año escuchamos que las energías renovables son el futuro. Año tras año todo se queda en fantasías futuristas, el precio de la energía sigue subiendo y son pocos los avances reales. Un aplauso para Kyocera y la gente que realmente busca soluciones y apuesta con todo por las energías renovables.

¡Comparte ahora o calla para siempre!

Fotos vía: technabob / huffingtonpost / ecoinventos