Se ha denunciado en numerosas ocasiones, nos venden estereotipos de perfección a todas horas y ¡así cualquiera tiene complejos! Aunque Moviereshape no es nuevo, no me deja de sorprender y por eso hoy vengo a hablarte de esta tecnología.

¿Crees de verdad que todas las personas que salen en fotos y vídeos con cuerpos sin imperfecciones son así en la realidad? Es muy lejano a la realidad, pero es que hoy cualquiera puede tener las medidas perfectas y no tener ningún defecto, ¡prueba con Moviereshape!

Su funcionamiento es sencillo, unos simples parámetros, querer ser más alto, más musculoso, y como con un hada madrina, tu sueño se hará realidad, pero ¡qué triste realidad!

El problema no es Moviereshape, es el uso que se hace de él

Creo que esta temática, aunque creáis que me la tomo un poco a cachondeo, en realidad me preocupa, pero ya sabéis que me gusta darle un toque de humor irónico a todo. Me preocupa porque creo que detrás de esas “perfecciones” que venden y detrás de todas esas manipulaciones se consiguen complejos, enfermedades, y prejuicios que no nos llevan a ningún sitio, ¿o qué opináis vosotros?

Si queréis juzgar con más fundamento, no os perdáis este vídeo, ¡qué engañados vivimos!

Si todavía no sabes todo lo que puedes hacer con un programa como Photoshop mira los cambios que tuvo Esther Honig, aunque en este caso eran hasta poéticos esos cambios, un paseo por el mundo, y no me sentí insultada con esos golpes de click para alterar la realidad, sin embargo el uso que se puede llegar a hacer de Moviereshape sí que me preocupa, porque realmente pienso que el problema no es el programa en sí, sino el uso que se hace de él, ¿no crees?

Es como todo, pero seguramente, algunas de las personas que se vean modificadas brutalmente, le pueden rondar pensamientos del tipo: con esos músculos estaría mejor, tengo que conseguir bajar de peso tal y como aparezco en esa foto o en ese vídeo y lo que también puede repercutir en el público en general, como: “quiero tener ese cuerpo, me pongo a dieta ya”, aunque en realidad no te haga falta y estés perfecto como estás.

En fin, no dejan de sorprenderme las manipulaciones que nos hacen. Insisto, como esto siga así, que detengan el mundo que me bajo. 

A quien comparte, Google le ayuda. 

Fuentes: imágenes vía: enter