El pasado lunes 23 de noviembre un prototipo de coche autónomo, el PSA Peugeot Citroen, realizó el primer viaje sin conductor por una autovía abierta al tráfico de nuestro país. El coche, que salió de Madrid a las 8 de la mañana y llegó a su destino en Vigo a las 18.30 tras recorrer 600 kilómetros, ha sido un éxito total y sienta precedentes para una producción en masa prevista por Peugeot Citroen para 2018.

600 kilómetros que separaban los centros de producción de la famosa marca de automóviles en Madrid y en Vigo y en los que el coche autónomo ha tenido que ajustar sin intervención humana la velocidad, los adelantamientos, los límites de velocidad y el cómo adaptarse a usuarios y características de la vía.

La noticia llega tan sólo una semana después de que la DGT diera a conocer los requisitos legales exigidos a fabricantes para probar coches de conducción autónoma en carreteras nacionales abiertas al tráfico. La autorización tiene un plazo inicial de 2 años prorrogables, se consigue mediante solicitud especial y está limitada a laboratorios, instaladores de tecnología, universidades y fabricantes.

Cómo funciona el primer coche autónomo que recorre España.

El coche se vale de tecnología puntera para definir recorrido, ajustar velocidad y reconocer obstáculos, peatones u otros vehículos.

El recorrido y la velocidad se delimitan mediante navegación por satélite GPS, varios radares y láseres escáner situados en la parte delantera y posterior de coche se encargan de ir constantemente recogiendo datos sobre distancia y velocidad de los vehículos de alrededor y otro par de cámaras digitales indican la posición de otros coches cercanos.

Dispositivos todos conectados una centralita electrónica, algo así como el cerebro del coche que sustituye al conductor y se encarga de reunir y procesar toda la información obtenida así como de traducirla en maniobras concretas a través del volante y los pedales.

Coche autónomo - Madrid Vigo

En cuanto a los plazos reales para ver esta tecnología en nuestras calles, aunque hemos dicho que a partir de 2018 se introducirán coches que liberen ciertas funciones de los conductores, no será hasta 2020 que una conducción realmente autónoma llegue al mercado.

Para 2018 nos tendremos que conformar con funciones como estacionamiento automático o una conducción en autovías o autopistas, pero poco más. Será en 2020 cuando podamos despreocuparnos totalmente del volante y dejar de mirar la carretera.

Coche autónomo - Interior

Una noticia de las que ilusionan y que, como siempre, esperemos que su tecnología evolucione y podamos contar pronto con ella a precio accesible. Como única pega, la velocidad, ¿600 kilómetros en más de 10 horas? Vas a tener que hacerlo algo mejor, Citroen 😉

¡Comparte ahora o calla para siempre!

Fotos vía: motorpasión / actualidadmotor