¿Qué tal vas de Geografía? Seguro que conoces Asia, América, África, Europa, Oceanía y la Antártida como las seis grandes porciones de tierra en las que el humano estableció dividir nuestro planeta.

¡Pues llegó la hora de actualizarse! Un grupo de geólogos de la Sociedad Geológica de América (GSA) ha descubierto una nueva parte de tierra que aparecerá en los libros como el séptimo continente de la Tierra: ¡Te presentamos Zealandia, el continente oculto!

Zealandia, la inmensa tierra sumergida

¿Te suena de algo el nombre ‘Zealandia’? En efecto, este nuevo continente debe su acepción a Nueva Zelanda, islas contenidas en el mismo y que, junto a Nueva Caledonia, conforman las únicas porciones de tierra emergentes.

Así que, en efecto, estas tres islas -la isla Norte de Nueva Zelanda, la isla Sur, y Nueva Caledonia- dejan de formar parte de Oceanía para pertenecer a Zealandia como su parte de tierra directamente visible.

 

Zealandia ubicada en un mapa mundi

El hallazgo de este continente no se ha dado hasta nuestros días ya que el 94% de la extensión de tierra de la que se conforma está sumergida en el Océano Pacífico. De aquí la denominación de “continente oculto”.

De hecho, hasta hace poco, geólogos y geofísicos concebían esta porción terrestre como un conjunto de estratos inconexos y que no reunían las características para denominarse continente.

Pero…¿Qué características cumple Zealandia para que se le considere un continente? Estas son algunas:

  • El terreno que lo conforma está más elevado que sus alrededores.
  • Presenta una geología distintiva.
  • El área está bien definida, sin porciones importantes inconexas
  • La corteza de este terreno es más gruesa que la del área circundante

¿Quieres algunos de estos datos más al detalle? ¡Pues apunta!

El séptimo continente, en cifras

Este continente tiene una superficie de 5.000 kilómetros cuadrados, que vendría a ser el equivalente a 2/3 de su vecina Australia, o a la totalidad de la India.

Nueva Zelanda pasaría a ser el terreno emergente de Zealandia

  • Su rango de altitud es muy amplio: mientras que el punto más elevado es el Monte Cook, en Nueva Zelanda, con 3.724 metros de altura, el continente presenta una profundidad máxima de entre 2.500 y 4.000 metros en las llanuras abisales oceánicas.
  • El grosor de su corteza oscila entre los 10 y los 30 kilómetros, llegando hasta los 40 en la Isla Sur de Nueva Zelanda.

Tecnicismos aparte, si te está picando el gusanillo de ir a conocer este nuevo continente, te cuento algo que te convencerá.

¿Nos vamos a conocer Zealandia?

Si, como en mi caso, tienes que cruzar el mapa en diagonal para poder llegar hasta Zealandia, espero que no te de respeto meterte en un avión bastantes horas, porque con lo que te voy a contar verás que el viaje merecería muchísimo la pena.

Descuida, aunque está lejos, no lo está tanto como te cuentan los mapa mundi convencionales. Mira mejor este mapa y haz tus cuentas

Como te he contado, sólo podríamos acceder a las islas de Nueva Zelanda y Nueva Caledonia, las cuales no tienen desperdicio, y es que condensan mucha belleza natural en poca superficie.

El Monte Cook en Nueva Zelanda, Zealandia

Nueva Zelanda es sinónimo de contacto con la naturaleza, y es que sus islas son territorio poco castigado por el hombre. Así que si buscas una escapada de aventura o de relajación natural, no busques más.

La mezcla entre los terrenos escarpados próximos al Monte Cook y las costas que rodean ambas islas hacen de esta parte de Zealandia una experiencia paisajística única.

Además, tal variedad permite hacer multitud de actividades: Lanzarte en bungy, hacer paracaidismo, canotaje, descenso en ríos o esquí son los principales atractivos de su oferta de aventura.

Bungy en Zealandia

Pero si lo que buscas es algo más relajante, puedes conocer la cultura maorí o la exótica vida silvestre neozelandesa. Todo tipo de actividades de mochileo y ocio al aire libre no se quedan atrás. ¡Hay un lugar para cada cosa!

Desde luego, visto lo visto, yo lo tengo muy claro.

Papá, mamá: Me voy a Zealandia

Si mi sueño es acabar al menos visitando Australia, no me perdonaría perderme Zealandia estando prácticamente al lado.

Y es que para qué engañarnos: La oferta tan exótica y variopinta que ofrece con semejantes paisajes es algo que hay que probar de primera mano al menos una vez en la vida, ¿no crees?

Así que ya sabes, si te quieres venir conmigo, ve ahorrando y prepárate para coger el avión, ¡que nos vamos!

¿Te ha molado esto? Pues ya sabes…¡Dale volumen y comparte! 😛

Fuentes: Australian Way, BBC, Abercrombie & Kent, RaynaTours,